JOSEFA VICTORIANA RIERA

                                                                           JOSEFA VICTORIANA RIERA


Nació en Coro, Distrito Miranda, Estados Unidos de Venezuela, el 23 de marzo de 1863 y murió en la misma ciudad, el 06 de abril de 1941. Era descendiente del español Sergio Riera, establecido en territorio coriano en 1810.

Hizo sus estudios de primaria en la Escuela Federal "Talavera", de Coro, y una vez concluidos se dedicó a la literatura, al periodismo y al magisterio, y sus dos campos de acción fueron la prensa y la escuela.

En 1904 fundó la revista literaria La Cítara, la cual duró hasta 1927, y en 1909, el periódico independiente El Verbo Democrático.

En 1908,su preocupación pedagógica cristalizó en la fundación de una escuela privada a la cual dio el nombre del doctor José Curiel Abenatar, hombre auténtico e ilustre por su bondad, sabiduría y sencillez. En esta escuela doña Josefa puso todos sus afanes, sus desvelos y sus máximas aspiraciones, porque sabía que, para formar hombres útiles y virtuosos, hay que empezar por impartir instrucción y educación. Esta labor se prolongó ininterrumpidamente hasta el año 1937.

Su escuela era también un lugar de reunión y de diálogo fecundo de muchos intelectuales corianos.

Físicamente, doña Josefa Victoriana Riera de Torrealba era de elevada estatura, blanca, elegante, gentil y de buena presencia. Su frente era amplia y despejada, sus cejas pobladas y sus ojos castaño oscuro, poseía una mirada triste y penetrante. Contrajo matrimonio dos veces, y con su primer esposo tuvo un hijo de nombre Carlos Penso.

Otros rasgos de su carácter eran su amor por la justicia, voluntad firme y constancia de pensamiento, palabras y acciones, siempre se destacó por su gran energía y por su lucha por el bien del pueblo. Era una persona de gran sensibilidad humana y, no obstante ello, su entereza de carácter se amedrentaba cuando oía los truenos y veía los relámpagos precursores de la lluvia. 

En el cementerio nuevo de la ciudad de Coro, sus numerosos discípulos y el Consejo Municipal del Distrito Miranda le erigieron un monumento de mármol blanco en el cual está ella representada de cuerpo entero teniendo a sus pies a un grupo de niños. Este monumento es una prueba de la gratitud que sus alumnos y el consejo sienten por la admirable labor llevada a cabo por tan distinguida educadora. fuente:educadores-falconianos. blogspot. com


              !HONOR, A QUIEN HONOR MERECE!


.

Comentarios

Entradas populares de este blog

BELÉN SANJUAN COLINA

SIMÓN BOLÍVAR- CARTAS A MANUELA SÁENZ